POR ARIEL VILCHIS

Una cualidad que sobresale del actual mandatario estatal Prof. Víctor Castro Cosío es que es sumamente sensible con las causas de la gente, cuestión que se refleja en el compromiso de abatir cualquier rezago que tenga que ver con mejorar la calidad de vida del pueblo, de los que menos tienen, de los más necesitados.

Por ello, para el gobernador Castro Cosío, hacer realidad la promesa de llevar los servicios de salud a toda la población -sobre todo a aquella que no cuenta con un esquema de seguridad social- es PRIORIDAD para su gobierno.

Con la firma del convenio para operación del programa IMSS-Bienestar se beneficiarán 250 mil sudcalifornianos que no tienen acceso a los servicios de salud, avanzando en lograr ese objetivo pues con ello los sudcalifornianos que más lo necesitan tendrán atención médica de calidad y medicamentos para garantizar el derecho a la salud establecido en la Constitución.

Tener la voluntad, tal y como ha quedado establecido por el gobernador Víctor Castro, de incorporar este beneficio a Baja California Sur es un gran acierto. Es tener una visión clara de que para llevar bienestar a la gente se debe trabajar en conjunto los tres órdenes de gobierno, lo cual se concreta con la firma del convenio por parte del secretario de Salud del Gobierno de México, Jorge Alcocer Varela; el director del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Zoé Robledo Aburto  y el gobernador Víctor Castro Cosío.

De tal manera que la “federalización” del sistema estatal de salud mediante el programa IMSS-Bienestar significa que se cederá la infraestructura física y humana al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) para que, a través de él, se otorguen los servicios de salud a la población sin seguridad social. Un gran paso para lograr que el pueblo acceda a servicios de salud de calidad.

Por su puesto, y como toda política pública, habrá quien esté de acuerdo y quien no en la implementación del programa en Baja California Sur, sin embargo,  la evaluación más reciente del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) concluyó que el programa es un referente de atención a la salud para la población sin acceso a los servicios en localidades semiurbanas, rurales y con gran dispersión de población, lo que habla de que el esquema IMSS-Bienestar es un programa exitoso.

El Gobernador Víctor Castro, en sus recorridos por el estado, ha manifestado que para su gobierno la salud es prioridad; con la implementación del programa IMSS Bienestar  en la entidad, se garantizará la atención médica a la población más vulnerable de tal modo que el primer mandatario cumple su palabra a 9 meses de iniciado su gobierno.

Ya veremos que sucede, es mi opinión, al tiempo…