• La autoridad sanitaria estatal avaló una guía establecida por las propias navieras para reducir riesgos de transmisión de Covid

El arribo de cruceros internacionales a los puertos sudcalifornianos se apegará a un estricto protocolo preventivo que para reducir riesgos por transmisión de Covid, tanto en tripulación como en pasajeros, autorizó la Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COEPRIS).

Esta guía de procedimientos, que fue aprobada en primera instancia por los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos de América (CDC por sus siglas en inglés), fue analizada y avalada por la autoridad sanitaria estatal para la recepción de estos navíos, dijo la titular de COEPRIS, Blanca Pulido Medrano.

Al sostener un encuentro con el secretario de Turismo, Fernando Ojeda, con el gerente general de la Administración Portuaria Integral (API) en Los Cabos, Fernando Hoyos (conectado por videoconferencia) y con el representante de la Asociación Mexicana de Cruceros, Arturo Mussi Ganem, Pulido Medrano dijo que esta normatividad establece, entre otros puntos, que los cruceros apegarán su capacidad de pasajeros al aforo establecido en el nivel de alerta sanitaria vigente en la entidad.

Además, contempla que todos los viajeros deberán presentar prueba de Covid-19 negativa al menos 48 horas antes de embarcar. Se establece el uso de cubrebocas y distanciamiento en su interior, así como acciones continuas de desinfección de espacios de uso común.

Deberán contar con personal capacitado y con insumos para hacer pruebas a personas con síntomas respiratorios, contar con áreas de aislamiento para personas que presenten están condición, coordinar el traslado de pacientes confirmados a la unidad médica del puerto más cercano y se deberá suspender la ruta en caso de que ocurra una propagación descontrolada.

También se resaltó la importancia de reforzar la figura de coordinadores COVID-19 para supervisar cumplimiento de protocolos con el fin de reforzar las medidas preventivas y estrategias para disminuir los riesgos de contagios, para que la reactivación de estas actividades sea segura y contribuya al flujo del turismo, finalizó Pulido Medrano.