• Hizo entrega de las áreas de dormitorios y depósito de armamento y municiones

En visita a las instalaciones de la Secretaría de Seguridad Pública, en donde hizo entrega de nuevas obras que vendrán a fortalecer la preparación de los elementos encargados de velar por la ciudadanía, el gobernador Carlos Mendoza Davis dijo que “este tipo acciones vienen a reforzar las labores que se realizan a favor de la tranquilidad de las y los sudcalifornianos, y forman parte del compromiso permanente que tenemos desde el inicio de mi administración y que cumpliremos hasta el final”.

Acompañado por el secretario general de Gobierno, Álvaro De la Peña Angulo; el secretario de Seguridad Pública, Germán Wong López, el secretario de Planeación Urbana, Infraestructura y Movilidad, Erick Morales de La Peña, así como representantes de las Fuerzas Armadas, Mendoza Davis hizo entrega simbólica de 10 unidades para los cuerpos policiacos de La Paz y Los Cabos y 4 más para la Secretaría de Seguridad Pública.

Luego, realizó un recorrido por el nuevo edificio para el alojamiento del personal de la Policía Estatal Preventiva, el cual fue edificado en una superficie de 141 metros cuadrados, con capacidad para albergar a 28 elementos masculinos. Se rehabilitaron 62 metros cuadrados del área femenina, la cual tiene capacidad de hasta 8 elementos, además de la rehabilitación de las oficinas administrativas. Todo con una inversión estimada en 3.5 millones de pesos.

“De esta manera estamos fortaleciendo la estrategia que, en conjunto con los tres órdenes de gobierno y las Fuerzas Armadas, hemos realizado para mantener la seguridad y la paz de nuestro estado; Baja California Sur está en los ojos del mundo y ello ha incrementado el arribo de turistas internacionales, por lo que debemos redoblar los esfuerzos para garantizar la seguridad de nuestra gente y de quienes nos visitan”, puntualizó el Ejecutivo sudcaliforniano.

A través de la Secretaría de Planeación Urbana, Infraestructura y Movilidad, también se construyó el depósito de armamento y municiones, en donde se contemplaron medidas de seguridad especiales como muros de block y rejas reforzados, trabajos que requirieron 7.4 millones de pesos.

Falta por hacer, agregó, pero con acciones como la entrega de nuevas instalaciones, se demuestra que no se ha detenido el esfuerzo de mejorar, y que pese a las circunstancias, no hay excusas para ser mejores.