Dentro de las circunstancias que estamos viviendo actualmente a causa de la pandemia por COVID19 en las que la economía de la sociedad en general se ha visto afectada, así como la pérdida de vidas humanas, resalta una iniciativa que promueve el diputado Rigoberto Murillo Aguilar ante el pleno del Congreso del Estado de BCS y que busca velar por los intereses de aquellas personas de escasos recursos: iniciativa de sepelio digno.

Partiendo del derecho universal a la salud al que todos tenemos acceso, el diputado aseguró que de igual manera resulta importante que en caso de fallecimiento se pueda contar con un sepelio digno como derecho universal, “no significa que tenga un sepelio lujoso, pero si tener un pedazo de tierra asegurado, una caja, no importa que sea madera, y una sala de velación modesta para que los dolientes puedan despedir a sus seres queridos” explicó el legislador.

Esta iniciativa nace de la preocupación de aquellos habitantes que, además de la tristeza que surge al perder a algún ser querido, recurren a tener que empeñar su patrimonio para poder solventar los gastos funerarios -gastos que en mucho de los casos termina absorbiendo el Estado a través de dependencias como Atención Ciudadana y los sistemas DIF estatal y municipal-.

Es así que, según apreciación del diputado Rigoberto Murillo, resulta más eficiente oficializarlo para que sea una ley.

La iniciativa fue presentada en la tribuna legislativa hace un año, ya se dio lectura y se encuentra en la Comisión correspondiente para su dictamen. Se espera que para mediados de noviembre de este año sea aprobada, con el respaldo del pleno, “porque no se trata de una cuestión política, sino de una gran necesidad de los ciudadanos, que les evite endeudarse y perder su patrimonio” concluyó Rigoberto Murillo.