Universidad Autónoma de Baja California Sur

La Paz, BCS, a 4 de julio de 2022

Actualmente, en el Campo Agrícola de la Universidad Autónoma de Baja California Sur se desarrolla un proyecto denominado “Del campo a su mesa”, que consiste en un modelo de agricultura ecoeficiente, a través de la instalación de un huerto sustentable.

            La responsable de este programa es la Dra. Mirella Romero Bastidas, profesora-investigadora del Departamento Académico de Agronomía y responsable académica del Laboratorio de Fitopatología.

            Según explicó la propia docente, la intención es hacer un poco más de conciencia acerca de la producción de alimentos vegetales, con el cultivo de aquellos que tienen importancia económica, al igual que social, utilizando desde hortalizas, plantas aromáticas, frutales, ornamentales, gramíneas y desérticas locales.

            Además de impulsar el buen uso de estos recursos naturales, explicó que se persiguen al menos tres objetivos. El primero de ellos tiene que ver con el conocimiento, tanto de estudiantes como de la población, sobre un buen manejo para incrementar el rendimiento y obtener cierta calidad requerida por los diferentes mercados nacionales e internacionales.

El otro tiene que ver con diseñar estrategias de bajo impacto ambiental, que permitan hacer un uso eficiente del agua, aportar al mejoramiento de los suelos y adaptarse a las condiciones locales.

Como tercer objetivo está el diseño de canales de comercialización y venta de productos de calidad, que sean frescos y sanos, para que ayuden a estimular la economía de la región.

La Dra. Mirella Romero mencionó que gracias a este proyecto han logrado recabar también datos muy importantes en cuanto a los organismos, microorganismos e insectos que se están presentando, a fin de investigarlos detenidamente.

            También destacó la parte de divulgación, ya que próximamente se abrirá la posibilidad de que escuelas primarias, secundarias y preparatorias tengan visitas guiadas, con objeto que conozcan el área y la producción; vean cómo se produce el alimento y se cuidan los recursos naturales; e interactúen con el proceso.

            Además, como grupo ya trabajan en un programa de capacitación, que inicialmente estará dirigido a docentes y estudiantes, pero la idea es extenderlo a amas de casa o particulares que tengan interés de establecer huertos de traspatio.

            La investigadora de la UABCS indicó que crear huertos sustentables con una tendencia de producción de vegetales tipo orgánico es todo un reto, porque es complicada la parte del manejo de las plantas y las enfermedades.

No obstante, es una buena manera de contribuir a la salud alimentaria de la población, pues proporciona a la familia productos básicos y nutritivos para comer. También puede ser una buena fuente de ingresos económicos adicionales y, de manera especial, contribuye a la cultura del cuidado de la naturaleza.