• Se realizan gestiones para atender las peticiones que presentan para solventar sus necesidades médicas

A través de las trabajadoras y trabajadores sociales que laboran en sus unidades médicas de los cinco municipios, la Secretaría de Salud de Baja California Sur recibe y atiende las solicitudes que presentan los pacientes o sus familiares para fortalecer su acceso a alternativas terapéuticas que les permitan restablecer o mejorar su calidad de vida.

Esta labor asistencial efectuada por las compañeras y compañeros permitió que, a pesar de los retos planteados por la pandemia a los servicios estatales de salud, se hayan realizado más de 150 procedimientos quirúrgicos e intervenciones médicas de complejidad que fueron solicitados por personas sin derechohabiencia, dijo la jefa del Departamento de Trabajo Social de la institución, María Elena Salgado Jiménez.  

Estos profesionales de la salud cumplen con funciones decisivas para una mejor atención de las y los enfermos, desde identificar sus necesidades socioeconómicas al ser ingresados a los hospitales, hasta brindar orientación sobre los servicios que de acuerdo a su capacidad puede brindar la Secretaría de Salud, así como ofrecer información a los familiares sobre las condiciones en que se encuentran sus pacientes internados.

Con base en este estrecho acercamiento, las trabajadoras sociales tienen oportunidad de emprender gestiones intra y extrahospitalarias, para que los usuarios reciban una atención médica integral que ayude a preservar o recuperar su bienestar, como ha ocurrido en las unidades de salud estatal durante la contingencia sanitaria, abundó.

Ejemplo de estas acciones es el caso del paciente Jauregui Aguilar, de 24 años de edad, quien a consecuencia de un traumatismo, sufrió en junio pasado una fractura doble de mandíbula que si bien no ponía en riesgo su vida, ni comprometía el restablecimiento de la función, sí producía un dolor agudizado.

A través de trabajo social del Hospital Salvatierra se dio seguimiento a la valoración del especialista, se hizo la gestión para el uso de quirófano en una operación que no era de emergencia, se agilizó la realización de análisis preoperatorios y se hicieron los trámites administrativos necesarios para el desarrollo de esta operación exitosa que dio solución a la problemática en salud de una persona vulnerable, dijo finalmente.