• En el sondeo se incluyeron los aspectos de conectividad y las consecuencias socioemocionales a causa del resguardo sanitario por la pandemia de COVID-19

Con el objetivo de detectar las debilidades y fortalezas del modelo de Educación a Distancia y las consecuencias socioemocionales que la pandemia de COVID-19 ha tenido en las comunidades escolares, la Secretaría de Educación Pública de Baja California Sur aplicó durante el ciclo 2020-2021 encuestas a docentes, madres y padres de familia, así como alumnas y alumnos de todos los niveles de enseñanza, informó la jefa del Departamento de Evaluación, Ana Jhadyra Urías Villavicencio.

La funcionaria de SEP expresó que a través de este instrumento en línea en el que participaron 42 mil 692 estudiantes, 7 mil 194 docentes y directivos de todos los niveles, así como 14 mil 77 madres y padres de familia de escuelas de nivel básico, se pudo conocer de una manera más directa y confiable  las condiciones en que operó el modelo a distancia en aspectos como acceso a la conectividad de internet, el uso de plataformas digitales o de cuadernillos, entre otros.

Urías Villavicencio mencionó que por medio de estas encuestas que se aplicaron a través de celulares y de correos electrónicos, se logró elaborar una muestra confiable y significativa que podrán utilizar los diferentes niveles de educativos para detectar las áreas de oportunidad y rezagos que deben superar para que todos los estudiantes tengan la opción de recibir una enseñanza inclusiva y de calidad.

La jefa del Departamento de Evaluación apuntó que gracias a estos sondeos de opinión tanto las autoridades, como el profesorado, padres, madres de familia, tutores y estudiantes, obtuvieron un diagnóstico certero de sus centros escolares que les servirá como guía para planear las acciones que realizarán el próximo ciclo, ya sea en el modelo a distancia ó híbrido.