POR ARIEL VILCHIS

En días pasados se cumplieron cinco años de gobierno de la actual administración estatal que encabeza Carlos Mendoza Davis. Sin duda un año que no ha sido fácil por  el contexto que representa gobernar en tiempos de pandemia pero que en el caso del gobierno de extracción panista podría decirse que la tarea se ha hecho bien.

Y es que los pilares en los que está sustentado el trabajo que ha implementado la administración de Mendoza Davis se han consolidado, sobre todo del 2018 a la fecha, secretarías como la de Turismo, Economía y Sustentabilidad; Del Trabajo y Desarrollo Social; Planeación Urbana e Infraestructura y Salud  le dan al gobierno estatal la fortaleza necesaria para brindar a los sudcalifornianos mejores condiciones de vida y desarrollo.

Los resultados están  a la vista. Como estado, Baja California Sur se conserva en el primer lugar en generación de Empleos (dato que por cierto fue  destacado en la mañanera del ejecutivo federal del día 3 de septiembre) no hay mejor política social que la generación de empleos ha señalado el mandatario estatal en más de una ocasión. En Materia de Turismo, Baja California Sur se mantiene a la vanguardia en su estrategia de reapertura y hay que destacar que en los últimos años BCS se ha consolidado como un destino turístico de clase mundial.

En infraestructura, el rescate de espacios públicos es evidente (para muestra el  avance que lleva el Proyecto de Remodelación del Malecón Costero), las obras en vivienda, transporte, movilidad y abastecimiento de Agua dan muestra de un trabajo que solo tiene por objetivo llevar beneficios directos a la sociedad sudcaliforniana acordes al desarrollo que mantiene la entidad. En el rubro de Salud, la pandemia ha puesto a prueba los servicios de salud en la entidad los cuales han afrontado con decisiones acertadas la crisis sanitaria.

De los datos, las cifras concretas, los resultados de gobierno en este quinto año que concluyó en días pasados seguramente dará cuenta el ejecutivo estatal cuando rinda su informe de gobierno, por lo que no es el objetivo de estas líneas entrar en materia de ello. Pero si  mostrar que la administración de Carlos Mendoza Davis, a un año de su conclusión, sigue trabajando por el desarrollo y una mejor calidad de vida para los sudcalifornianos. Seguramente habrá quien critique y cuestione, es parte de la democracia y la libertad de expresarse de todos los ciudadanos sudcalifornianos. Al fin de cuentas los resultados están a la vista de quien quiera verlos: de quien tiene un empleo formal o tiene la visión de emprender un negocio o empresa, de quien tiene la oportunidad de viajar por el estado o tiene algún beneficio del turismo local o extranjero, de quien disfruta de obras como la remodelación del Malecón de La Paz o cuenta con servicios de salud, entre otros muchos temas como Seguridad y Educación, Deporte, apoyo a la ganadería o agricultura, pesca o desarrollo social, en los cuales el gobierno ha puesto su empeño en este quinto año de la administración estatal.

Habrá quien quiera verlo y también quien solo criticará.

Pero hay otro aspecto que también hay que tomar en cuenta al llegar al quinto año de gobierno de Carlos Mendoza Davis y del cual habrá que estar al pendiente en las próximas semanas: los mensajes o señales del mandatario estatal, sobre todo los de su informe de gobierno, que marcarán la pauta en la que los actores políticos enfilarán sus baterías y en los que el juego de ajedrez político dará inicio rumbo a la sucesión de gobierno del 2020. Ya veremos qué sucede, es mi opinión, al tiempo…

Sus comentarios a rostrosyperfilesbcs@gmail.com