Los diputados de Congreso de Baja California Sur deben resolver sus problemas sin afectar a la sociedad, y en caso de no ser así, “la semana próxima haré un llamado a la sociedad organizada para procedencia de juicio político en contra de los diputados de BCS”. Así lo manifestó el líder social Alejandro Rojas.

“Soy un ciudadano como cualquier otro que demanda que se pongan a trabajar y a respeten al pueblo, pues a él se deben y a él hay que cumplirle”, dijo.

En ese sentido, señaló que el juicio político es procedente cuando los actos u omisiones de los servidores públicos señalados por el Artículo 110 de la Constitución redunden en perjuicio de los intereses públicos fundamentales o de su buen despacho.

Asimismo, explicó que el promovente para este juicio puede ser cualquier ciudadano, bajo su más estricta responsabilidad; “la denuncia deberá estar apoyada en pruebas documentales o elementos probatorios suficientes para establecer la existencia de la infracción y estar en condiciones de presumir la responsabilidad del denunciado. En caso de que el denunciante no pudiera aportar dichas pruebas por encontrarse éstas en posesión de una autoridad, la subcomisión de examen previo, ante el señalamiento del denunciante, podrá solicitarlas para los efectos conducentes. Las denuncias anónimas no producirán ningún efecto”.

“Los diputados nos deben mucho a BCS y siguen con una conducta errónea que sólo laceran los intereses de los sudcalifornianos; de no corregir su conducta, haré el llamado a todos los medios impresos y electrónicos para convocar una petición masiva de su renuncia y procedimientos de juicio político”, sentenció.

“Los diputados nos deben mucho a BCS y siguen con una conducta errónea que sólo laceran los intereses de los sudcalifornianos”, Finalizó