El presidente estatal del Partido Acción Nacional, Carlos Rochín Alvarez, dio a conocer las medidas económicas emergentes que su partido propone para enfrentar los efectos del COVID-19.

El dirigente albiazul reconoció la prontitud con la que el gobernador Carlos Mendoza Davis decretó un paquete de incentivos fiscales para los contribuyentes sudcalifornianos; sin embargo, dijo, es necesario que la Federación haga lo propio y genere medidas de orden económico que apoyen a las empresas de México, pequeñas, medianas y grandes, y se mitigue los efectos de la contingencia que vivimos.

“Lamentablemente, los efectos del COVID 19 se van a sentir duramente en los bolsillos de las y los mexicanos, al contraerse la economía. En Baja California Sur, ya se está viendo con la disminución de turistas, lo que de manera inmediata impacta negativamente en las personas que dependen de esa actividad directamente, como restauranteros, taxistas y comerciantes, por mencionar algunos”, señaló Rochín Alvarez.

En ese contexto, el Partido Acción Nacional propone las siguientes medidas económicas de adopción urgente:

1. Crear una “Comisión de Emergencia Económica” para defender la economía nacional y el ingreso familiar, encabezada por el gobierno federal e integrada de forma plural por legisladores, gobiernos locales, representantes del sector económico y especialistas.

2. Cancelar de manera temporal o definitiva los proyectos más costosos del gobierno, como el aeropuerto de Santa Lucía, la refinería Dos Bocas y el Tren Maya, con el objeto de destinar esos recursos para cuidar la salud y proteger el empleo y la economía de las familias.

3. Impulsar iniciativas en las cámaras de Diputados y Senadores para cuidar el empleo y fomentar la inversión. Es urgente que México sea más atractivo, ofrezca certeza y confianza a los inversionistas nacionales y extranjeros.

4. Establecer un programa contracíclico y facilidades crediticias a las micro, pequeñas, medianas empresas, para que tengan liquidez en el corto plazo y resistan la enorme crisis económica que está provocando la pandemia; hacer deducibles de manera inmediata las inversiones que se realicen durante la crisis, así como facilitar los trámites gubernamentales para abrir nuevas empresas.

5. Diferir la presentación de las declaraciones anuales de personas físicas y morales del ejercicio fiscal 2019 y la devolución inmediata del IVA, la suspensión temporal del pago del ISR y las aportaciones del IMSS y del INFONAVIT para ayudar a las familias de México.

6. Implementar programas de apoyo a personas físicas con actividad empresarial, autoempleo, a la economía informal y un seguro emergente de desempleo en los meses de abril a septiembre de este año para personas que hayan perdido su trabajo.

7. Aumentar en 500 mil millones de pesos el gasto en obra pública en todo el país, con el fin de dinamizar la economía e inyectar liquidez en lo que resta del año.

8. Asegurar el abasto nacional de los productos de primera necesidad.

9. Reasignar recursos a programas de fondos concurrentes para impulsar la agricultura y ganadería; facilitar el acceso a créditos con tasas accesibles para apoyar al campo mexicano.

10. Acelerar el gasto en proyectos de infraestructura turística y aumentar en 400 mil millones de pesos los recursos para el desarrollo y promoción de proyectos turísticos.

Frente a este escenario de crisis sanitaria y de incertidumbre económica, Acción Nacional está comprometido con proteger la salud y la economía familiar de los mexicanos.

Rochín Alvarez hizo también un llamado a empresarios y trabajadores para que se busquen acuerdos que permitan no desmantelar la planta laboral y de esta manera estar preparados para la recuperación, una vez que pase la crisis.

“México y Baja California Sur, nos necesitan a todos, con salud, con fortaleza, con actitud solidaria ante esta emergencia que involucra a la sociedad entera.”, indicó

Es tiempo de actuar unidos por una misma causa que es México, juntos podremos superar esta crisis y ponernos de pie lo antes posible.