SSA

  • Menores de edad fueron beneficiados con esta actividad desarrollada por el Gobierno del Estado

En Baja California Sur se trabaja para fortalecer el acceso de las familias más vulnerables a los diagnósticos médicos oportunos, de tal manera que puedan ofrecerse tratamientos adecuados a los niños que registren padecimientos severos, expresó el representante del Gobierno del Estado en el municipio de Comondú, Roberto Pantoja Castro al inaugurar en el Hospital General de Ciudad Constitución, la primera jornada para diagnosticar enfermedades de corazón en menores de edad.

En la apertura de esta actividad durante la que fueron valorados más de 50 pacientes, desde recién nacidos hasta 15 años de edad, Pantoja Castro dijo que la administración estatal emprendió estas jornadas médicas con el objetivo de acercar estas detecciones médicas a las familias que radican fuera de la capital del estado y gestionar la atención pertinente para aquellos chicos que presentaron afectaciones.

Con estas acciones se evita que madres y padres deban realizar gastos por traslados hasta la capital del estado para recibir un servicio de este tipo, ya que estas evaluaciones cardiacas han sido realizadas directamente en los hospitales de Comondú, Loreto y en el centro de salud con hospitalización de Santa Rosalía por un grupo de especialistas médicos del Hospital Juan María de Salvatierra, comentó.

Acompañado por el jefe de la Jurisdicción Sanitaria 01, Alejandro Félix Álvarez, así como por el director del Hospital de Ciudad Constitución, Gustavo Morales, el funcionario estatal dijo que esta labor refleja el compromiso que tiene el Gobierno del Estado con el bienestar de la población, en especial de la niñez que es el activo de mayor valor para la sociedad sudcaliforniana.

Estas valoraciones médicas que se llevaron a cabo mediante la suma de esfuerzos con las organizaciones civiles Los Cabos Children´s Foundation y Abriendo Corazones, fueron efectuadas por la cardiopediatra intervencionista, Ada Lila Lacayo Molina, el cirujano carviovascular pediátrico, Gustavo García Soto, así como el enfermero perfusionista, José Jorge Páez Castro.